PROYECTOS DEL MINISTERIO DE JUSTICIA PARA LA PRÓXIMA LEGISLATURA.

En fechas recientes del mes de noviembre el nuevo equipo ministerial, incluido el Ministro de Justicia Sr. Catalá, ha mantenido sucesivos encuentros con los Secretarios de Gobierno y Secretarios Coordinadores Provinciales, con el fin de exponer las bases de su programa de reformas de la Justicia, que serían desarrolladas e implementadas en el periodo de la nueva legislatura.

Los puntos más destacables de la programación serian, avanzar y profundizar en la trasformación tecnológica de la Administración de Justicia, que incluiría la elaboración de un Código Electrónico; abordar en profundidad la reforma del estatuto orgánico de los Letrados de la Administración de Justicia, proclamándose repetidamente y con énfasis, especialmente por el Ministro de Justicia, la atribución a estos de la dirección del Registro Civil; redacción de un novedoso Código de Enjuiciamiento Criminal, sustituyendo a la vetusta LECRIM y en la que se incluiría la atribución al Ministerio Fiscal de la instrucción penal, lo que exigiría el despliegue de una verdadera Oficina Fiscal, bajo la dirección técnica y procesal de Letrados de la Administración de Justicia.

De lo expuesto y aun echando en falta las necesarias transformaciones organizativas o en la demarcación judicial, nuestra conclusión es que estamos ante un proyecto de reformas que, cuanto menos, resulta interesante. Mostrando esta Asociación una clara voluntad de negociación y disposición a aportar ideas, en aras de mejorar el servicio público prestado por la Administración de Justicia y en defensa de los intereses del Cuerpo de Letrados de la Administración de Justicia; que nuevamente resulta esencial para el buen fin de las reformas programadas por el actual equipo ministerial.

Nuestro colectivo ha respondido de manera comprometida y con resultados positivos, en la implementación de las pasadas reformas estructurales (nueva oficina judicial, tecnología……) y funcionales (atribución de competencias procesales en los distintos órdenes jurisdiccionales), sin compensación de ningún tipo, pero asumidos por el claro compromiso de este Cuerpo con el servicio público y los momentos de crisis económica de nuestro país.

Pero ha llegado el momento, sin poner en duda o eludir la responsabilidad que tenemos como servidores públicos en la necesaria y anunciada reforma de la Justicia española, de que las nuevas competencias que pudieran correspondernos a los Letrados de la Administración de Justicia, tenga una claro y justo reconocimiento a todos los niveles, especialmente en nuestro estatuto orgánico, derechos sociales y retributivos.

Señor Ministro de Justicia, “quid pro quo”

 

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies