Ante la anulación del nombramiento de la Secretaria de Gobierno del Tribunal Superior de Justicia de Canarias por sentencia del pasado mes de diciembre, desde la Plataforma desde la Plataforma Conjunta de Letrados de la Administración de Justicia, integrada a día de hoy por la Unión Progresista de Letrados de la Administración de Justicia (UPSJ) y el Sindicato de Letrados de la Administración de Justicia (SISEJ) hacemos la siguiente valoración:

1.- El Ministerio de Justicia nombró a Eva María Hernández Burgos, Secretaria de Gobierno del Tribunal Superior de Justicia de Canarias en abril de 2017, pese a que la referida candidata incumplía de forma flagrante el requisito de antigüedad para ostentar dicho cargo. Para su nombramiento el Ministerio de Justicia forzó una interpretación inadmisible de la Ley Orgánica del Poder Judicial, del Reglamento Orgánico del Cuerpo de Secretarios Judiciales y las propias bases de la convocatoria. Interpretación que únicamente ha sido realizada en esta ocasión.

2.- Como recoge la sentencia, el Consejo del Secretariado informó sobre este nombramiento en su sesión de seis de abril de dos mil diecisiete, con un resultado mayoritario favorable a la decisión del Ministerio de Justicia con el único voto discrepante de Juan Ávila, vocal de la Plataforma Conjunta de Letrados de la Administración de Justicia.

3.-Desde esta Plataforma venimos denunciando desde hace años, y en múltiples ocasiones, la utilización interesada del Consejo del Secretariado, órgano de participación democrática de nuestro colectivo, por parte del Ministerio de Justicia.

Así, hemos mostrado públicamente nuestra disconformidad con que desde el ministerio no se dé traslado al Consejo del Secretariado de todas las candidaturas a los cargos a informar, por cuanto que únicamente se da traslado de las candidaturas ya elegidas por el Ministerio. En el caso concreto de la Secretaria de Gobierno de Canarias, ello ha supuesto que el Consejo del Secretariado sólo tuviera conocimiento extraoficial de que el resto de los candidatos, a diferencia de la elegida por el Ministerio, sí reunían los requisitos fijados legal y reglamentariamente.

Igualmente venimos reclamando la publicación de la documentación oficial del Consejo del Secretariado y, en particular, de las actas de las sesiones que se celebran. Ante la falta de información pública oficial e íntegra, a este respecto desde la Plataforma Conjunta publicamos los resúmenes que elabora nuestro vocal, Juan Ávila, en una actuación en defensa de la transparencia que le ha supuesto algunos ataques a todas luces intolerables. A la vista de la alarmante opacidad y las consecuencias que está teniendo la misma, consideramos que el Consejo del Secretariado también debe publicar sus informes o el resultado de las sesiones que celebra, como ocurre en el Consejo Fiscal.

4.- Este lamentable incidente y su desenlace demuestran la importancia de la pluralidad y el trabajo crítico del Consejo del Secretariado.

Hacemos un llamamiento al resto de vocales del recién constituido Consejo para que, con independencia de las diferencias, consigamos construir un Consejo valiente, independiente de la voluntad de los cargos ministeriales, crítico y representativo del conjunto de nuestro colectivo. La clave de la legitimidad de un órgano no sólo depende de los votos obtenidos por  cada uno de sus integrantes, sino también de su capacidad para englobar y aglutinar sensibilidades distintas y hacerse próximo al colectivo del que dimana y que constituye el fundamento que legitima su actuación.

Debemos recordar que la candidatura de la Plataforma Conjunta de Letrados obtuvo un 45% del total de votos válidamente emitidos en las últimas elecciones al Consejo del Secretariado, celebradas el pasado 30 de noviembre de dos mil diecisiete. Esto trasluce un sentir del colectivo que no se corresponde con el hecho de que el sistema de elección, mayoritario, haga que ello tenga como reflejo un único vocal.

5.- Desde la Plataforma Conjunta de Letrados continuaremos luchando por la transparencia y la legalidad en el seno del Consejo del Secretariado. Nos negamos a que sea manipulado y a que la intervención de intereses espúrios arroje sombras sobre la honestidad y el sometimiento a derecho de éste órgano y, por extensión, de los Letrados de la Administración de Justicia que ocupamos nuestros destinos conforme a la normativa de provisión de puestos de trabajo, y desempeñamos nuestra labor con pleno sometimiento a los principios de legalidad e imparcialidad.

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR